Además de consultas sobre hidratación, los farmacéuticos reciben prácticamente a diario preguntas acerca de cómo tratar las pieles frágiles o dañadas. Por ello, con el objetivo de dar una respuesta adecuada sobre este tipo de afecciones en la piel, el próximo día 17 de marzo a las 13:30 horas contaremos con Ana Victoria Ugidos (farmacéutica y CEO de BTSA y Laboratorios Bioxán) para dar a los farmacéuticos una serie de recomendaciones muy útiles para que las pongan en práctica sus pacientes-clientes.

Este curso dirigido tanto al titular de la farmacia como a su equipo abordará los siguientes temas:
– La piel
– Tipos de afecciones de la piel
– Cáncer: pieles que han pasado por quimio y radioterapia
– Ingredientes activos beneficiosos para pieles dañadas
– Aplicaciones y recomendaciones desde la oficina de farmacia

Como en todas nuestras formaciones, es necesario inscribirse previamente a través del 91 448 84 22, del correo formacion@asefarma.com o del formulario que hemos habilitado para ello en nuestra página web. Una vez inscrito, le daremos todos los detalles para formalizar la matrícula.

Sobre Ana Victoria Ugidos:

Es farmacética, investigadora y CEO de BTSA, primera empresa Europea en la fabricación de Vitamina E Natural y de Antioxidantes Naturales para la industria de Alimentación, Cosmética y Dietética. Conocedora del poder renegerador de los antioxidantes y del potente efecto curativo de principios activos naturales como los prebióticos o los Omega 3, comenzó a investigar en el desarrollo de una fórmula para mejorar la piel arrasada de Luna con un doble objetivo:

– Proporcionar un alivio sintomático del malestar en la piel.
– Regenerarla en profundidad para devolverle su estado de salud natural.

El resultado de los trabajos de investigación desarrollados con metodología científica, fue una fórmula mágistral con un alto porcentaje de ingredientes naturales.

Desde entonces han seguido investigando el poder renovador de los principios activos naturales como la vitamina E. Y fruto de todo ese trabajo recibieron en 2017 la patente por invención gracias al desarrollo de una composición cosmética regeneradora, dirigido especialmente a pieles sensibles y/o postratamientos de radioterapia.