Para poder llevar una vida saludable es necesario ingerir unas cantidades adecuadas de vitaminas y minerales. En los casos que siga una dieta variada y equilibrada, la probabilidad de desarrollar una deficiencia de estos nutrientes es muy baja, pero por el contrario, aquellas personas que no lleven de forma regular una dieta equilibrada pueden no ingerir las cantidades que necesita su organismo, de alguna vitamina o mineral en concreto.

Además de esto, existen también algunas situaciones concretas de la vida en las que puede necesitarse un mayor consumo de vitaminas y minerales, como son: la infancia, el periodo de lactancia, el embarazo y los procesos previos al embarazo, la edad avanzada, la disminución del ejercicio físico, el seguimiento de dietas vegetarianas y/o veganas y la práctica de deportes de élite o de alto rendimiento.

Es importante también mencionar en este punto, que el consumo crónico de grandes cantidades de suplementos de ciertas vitaminas y minerales, sin que exista una supervisión médica o del farmacéutico, puede llegar a provocar efectos indeseables e incluso tóxicos.

Desde la oficina de farmacia y a través del consejo del farmacéutico, es fundamental la recomendación del uso de determinadas vitaminas y minerales, sobre todo en aquellos casos en los que no se obtienen las cantidades necesarias, a través de la dieta diaria. En este apartado, es importante Incidir en que el modo de vida actual, no siempre favorece que nuestra alimentación mantenga un equilibrio deseable.

Según datos de mercado, la categoría de vitaminas y minerales se posiciona como la primera en ventas, dentro del sector de Consumer-Health y a su vez, el subgrupo de esta categoría que presenta mayor peso de venta en la oficina de farmacia, es el de los complejos polivitamínicos con minerales.

Vitaminas en farmacias

En función de su utilidad y tratamiento, en la oficina de farmacia se venden o dispensan diferentes grupos de vitaminas o complejos vitamínicos.  A continuación listamos vitaminas a la venta en farmacias:vitaminas

  • Para el cansancio, la astenia, la fatiga o la debilidad. En su composición suelen ir acompañadas de plantas medicinales, jalea real, antioxidantes y triptófano.
  • Para favorecer la memoria y la concentración. Suelen ser principalmente vitaminas del grupo B, acompañadas de minerales, plantas medicinales y triptófano.
  • Para el cuidado del pelo y uñas. Las más importantes para los procesos metabólicos del cabello son el ácido pantoténico o vitamina B5 y la Biotina o vitamina B8.
  • Para el dolor muscular, neuropatías o neuralgias. Son vitaminas del grupo B, principalmente la B1, la B6 y la B12.
  • Para los deportistas. Destacan las vitaminas del grupo B, acompañadas en su composición de minerales y aminoácidos.
  • Para mujeres embarazadas y lactantes. Vitaminas del grupo B, vitamina A, vitamina C, vitamina D y vitamina E, acompañadas de ácido fólico y minerales como zinc, yodo y calcio.
  • Para la tercera edad. Son principalmente la vitamina C, la vitamina D, la vitamina B9, la vitamina K que suelen ir acompañadas de ácidos grasos como el omega 3 y a veces también de proteínas.

 

Artículos relacionados con ¿Qué tipo de vitaminas se venden en farmacias?: